Pianos eléctricos o acústicos: ¿cuál prefieres?


Una de las consultas más frecuentes que suelen hacer quienes se inician en el estudio del piano radica en la conveniencia o no de comprar un piano eléctrico o acústico. A nuestra manera de ver hay tantas diferencias entre estos dos tipos de pianos, especialmente a favor de los pianos acústicos, que esta consulta nos llama poderosamente la atención pues son numerosos los alumnos que nos llegan con la intención de comprar pianos eléctricos. Tristemente esos alumnos han sido estimulados a ello por cierto tipo de profesores que no comprenden del todo la naturaleza del trabajo que realizan y acarrean a sus alumnos a realizar un pésimo negocio. [Es importante aclarar que con el término “pianos eléctricos” no nos estamos refiriendo a teclados, es decir aquel instrumento cuyas teclas no tienen peso dado que no son ni por asomo comparables a la estructura de un piano eléctrico y mucho menos a la de un piano acústico. Mínimamente al hablar de un piano eléctrico que pueda compararse con un piano acústico nos referimos, por lo menos, a un instrumento cuyo teclado sea de 88 notas con peso y que simule mínimamente el toque de un piano acústico].

fade-leftfade-rightComparación entre pianos acústicos y eléctricos

 

En el artículo del día de hoy compararemos los pianos acústicos y eléctricos en función de distintos parámetros que deben ser tenidos en cuenta al momento de comprar un piano. Según el costo, que es el primero de nuestros parámetros, los pianos eléctricos tienen una gama de valores que van desde medianamente caros a muy caros; mientras que en los pianos acústicos encontramos desde versiones muy baratas a otras muy caras. Piano acústico Steinway & Sons de colaCon esto queremos decir que la versión más económica de un piano eléctrico, que puede ser comparado con un piano acústico, es mucho más cara que un piano acústico tanto usado como nuevo. Es importante recordar, como mencionamos anteriormente, que si bien existen teclados que son mucho más baratos que un piano acústico económico éstos no son comparables pues sus teclas no tienen el comportamiento de un piano acústico.

fade-leftfade-rightEl mecanismo del piano es importante

 

El tercer parámetro a considerar en esta comparación es el mecanismo, es decir el teclado de los pianos. En el caso de los pianos eléctricos podemos decir que los más económicos no tienen ningún mecanismo, los de valores intermedios presentan teclas más pesadas con algún tipo de resorte pero se encuentran muy lejos de asemejarse a la sensibilidad del mecanismo de un piano acústico.

Es cierto que existen raras excepciones de algunos pianos eléctricos muy sofisticados que poseen ciertas piezas de madera que tratan de simular el mecanismo de un piano acústico, pero es justamente este “plus” que poseen que los hace ser incluso más caros que los mejores pianos acústicos.

En cuanto a la afinación el piano acústico se encuentra en gran desventaja en relación a los pianos eléctricos. Esto se debe que los pianos eléctricos no se desafinan ni requieren mantenimiento periódico ni gastos de afinación. Los profesores de piano que aconsejan a sus alumnos comprar pianos eléctricos se basan solamente en esta ventaja y no tienen en cuenta el resto de sus numerosas desventajas al momento de dar este mal consejo.

Si bien la afinación de un piano acústico implica tiempo y dinero, lo cual puede llegar a ser un problema para algunos, no es algo que no tenga solución. La Escuela de Tecnología Pianística de Buenos Aires recomienda ampliamente que todo aquel alumno, melómano o profesor de piano debe aprender a afinar su propio instrumento (como de hecho lo hacen el resto de los instrumentistas) para que puedan tener su piano perfectamente afinado sin necesidad de gastar dinero al contratar periódicamente un afinador de pianos. Por lo cual los cursos de afinación profesional de pianos que ofrece la ETPBA son la solución al aparente problema de afinación de los pianos acústicos.

Piano eléctricoEs bien sabido que todo instrumento que posea cuerdas físicas no ofrece la misma calidad y cualidad de sonido que aquel que tiene sus sonidos grabados,  sampleados o sintetizados. Puesto que el piano eléctrico no tiene cuerdas la calidad de su sonido es sumamente inferior a la de un piano acústico. Esto se debe a que hay varios fenómenos que se producen solamente con la presencia real de las cuerdas dentro de un piano, como ser los fenómenos de interferencia entre las cuerdas o armónicos que vibran por simpatía, entre otros.

fade-leftfade-rightLa vida útil del piano

 

La vida útil de un piano es el cuarto parámetro a considerar y es el más sorprendente en el cual el piano acústico vence al piano eléctrico. Y es además uno de los motivos fundamentales por el que creemos que quienes compran un piano eléctrico están haciendo un terrible negocio. Considerando que la tecnología avanza a pasos agigantados podemos decir que la vida útil de un piano eléctrico es más o menos de cinco años, o como mucho diez, mientras siga funcionando y pueda repararse si tiene algún tipo de problema.

Los pianos acústicos rebasan por mucho a los pianos eléctricos pues su vida útil es de 80 a 120 años. Por lo tanto si unimos el costo y la vida útil nos encontramos con que los pianos eléctricos son más caros y tienen una vida útil diez veces menor. Por otro lado los pianos acústicos con el correr de los años aumentan su valor de reventa, mientras que en los pianos eléctricos este valor disminuye notablemente año tras año. Luego del primer año de uso estos pianos pierden entre un 30% y un 50% de su valor original y a los cinco o diez años sólo le queda un 20% o 30% de su valor original.

Como puede suponerse por lo explicado con anterioridad la experiencia musical de tocar en un piano eléctrico no puede compararse ni acercarse a la riqueza de sonidos y experiencia sensorial que conlleva el interpretar obras musicales en un piano acústico. Por ello es sumamente llamativo que haya profesores de piano que den clases en pianos eléctricos y privan de esta manera de poner a sus alumnos en contacto con la experiencia auténtica de tocar el piano. Un buen docente no puede trabajar con una herramienta que es una simulación, un sustituto del piano acústico, y quien con él trabaje dudamos que pueda llamársele buen docente. Por otro lado, dado que el mecanismo de los pianos eléctricos es mínima o más bien nula no permiten desarrollar una buena técnica pianística porque no poseen el mecanismo real de un piano.

Luego del análisis de estos múltiples parámetros podemos decir a modo de conclusión y sin miedo a equivocarnos que el piano acústico supera ampliamente la versatilidad de los pianos eléctricos, en cuanto a lo que puede ofrecer musicalmente, por la presencia de sus cuerdas, por el costo, la vida útil, la conservación del valor y la capacidad de reventa. Y si bien el único punto donde pierde el piano acústico en comparación al eléctrico es en la afinación, la mayoría de las personas que recomiendan comprar pianos eléctricos dejan de lado al hacer esta recomendación todos los otros aspectos en los cuales el piano acústico es, no un poco, sino ampliamente superior.

Conclusiones:

El piano acústico supera ampliamente la versatilidad de los pianos eléctricos.

Por otro lado la solución al problema de la afinación son los cursos de afinación de pianos que brinda la ETPBA. A través de estos cursos a distancia cualquier persona, ya sea profesor de piano, pianista o un simple melómano del piano, desde cualquier lugar del mundo, puede aprender a afinar su propio piano y solucionar la única desventaja que posee el piano acústico en relación al eléctrico.

A lo largo de los años el mercado nos ha ido dando la razón en cuanto a la preferencia por los pianos eléctricos, éstos han ido año a año perdiendo sus ventas luego de haber tenido un gran auge en la época de los 90’. Por el contrario luego del año 2000 la venta de pianos acústicos, sean nuevos o usados, ha ido creciendo sosteniblemente y se estima que lo seguirá haciendo cada vez más.

Habiendo expuesto todo esto le recomendamos considere dos veces la recomendación que seguramente ha recibido de algún profesor o conocido sobre comprar pianos eléctricos y se decida finalmente por un piano acústico.

Tu opinión es muy IMPORTANTE. Escribe aquí debajo si prefieres pianos acústicos o eléctricos y por qué!

arrow
Pianos eléctricos o acústicos: ¿cuál prefieres?
Evalúa este artículo

Prof. Hugo Landolfi

Prof. Hugo Landolfi

Director, Escuela de Tecnología Pianística de Buenos Aires
Prof. Hugo Landolfi

@mitecnopiano

Escuela de Tecnología Pianística de Buenos Aires - Enseñamos a afinar pianos mediante cursos a distancia y presenciales.
Partes del #piano de cola: https://t.co/J5W9bNnfIF - 2 horas ago
About The Author

Prof. Hugo Landolfi

Director, Escuela de Tecnología Pianística de Buenos Aires

Puedes comentar o realizar una consulta con tu cuenta de FaceBook:

  • Aldair

    Me gustó mucho este tema, yo hace un tiempo adquirí un piano eléctrico, en mi país comprar un acústico es muy complicado y costoso. En unos años espero comprar un acústico. También he notado que las teclas de mi piano son más pesadas que las de los pianos de la academia a la cual asisto, mi maestra constantemente me dice que no toque tan fuerte.
    Saludos profesor

    • Hugo Landolfi

      Gracias por tu comentario Aldair. Espero que pronto puedas tener un piano acústico. Hasta pronto!

  • Paco

    Estoy de acuerdo en el desarrollo y en las conclusiones del tema pero no ha tenido en cuenta, en mi opinion, algunas caracteristicas del piano electrico (o quizas del organo electronico) tales como: se puede oir con cascos y no molestar a los vecinos, grabadora incorporada, conexion con un ordenador, acompañamiento, suena imitando a otros instrumentos, mas facilidad de transporte (algunos casi portatiles)…..etc

    • Hugo Landolfi

      Tal cual Paco. Como ya comenté en respuestas anteriores, toda comparación implica una selección de los criterios que se van a comparar, lo cual implica necesariamente que se dejen fuera ciertos criterios de comparación que no se han seleccionado para comparar. Sin embargo, la idea de la comparación que hemos realizado implicaba centrarnos fundamentalmente en dos aspectos: 1) La comparación de los aspectos sonoros y armónicos entre ambos instrumentos y 2) Demostrar la mala inversión financiera y económica que es comprar un piano eléctrico que en pocos años pierde gran parte de su valor, lo cual no sucede con el piano acústico. Te agradezco el comentario y las reflexiones Paco. Hasta pronto.

  • Joan Josep

    En mi opinión, la comparación entre un piano eléctrico y un piano acústico no debería ni plantearse. A mis alumnos les enseño el piano por dentro y quedan asombrados por la alta tecnología que posee y por sus características acústicas. Les hago cantar y pueden oir su voz resonando en las cuerdas, les hago tocar una nota grave prolongada y van percibiendo como aparecen sonidos más agudos y va cambiando el timbre a lo largo de su duración, apago la luz (simulo un corte de corriente) y se dan cuenta de que el piano sigue funcionando, les enseño la precisión absoluta de una maquinaria hecha con distintos materiales y reconocen la complejidad y la perfección física del toque… En fin se aperciben de que un aparato, por el mero hecho de tener teclas, no es necesariamente un piano.
    El piano, por definición, es un instrumento acústico que se basa en la resonancia, lo cual le otorga sus características sonoras. Lo demás son “otros aparatos” que, por supuesto, tienen su utilidad pero que en ningún caso deberían recibir el nombre de piano.

    • Hugo Landolfi

      Todas las comparaciones son ingratas Joan, pero ayudan a tomar conciencia de ciertos aspectos distintivos entre todo aquello que se compara. Te agradezco el comentario. Hasta pronto.

    • Juan

      doy clases de canto y jamás olvidaré cuando un alumno escucho que el mi grave del piano resonaba en su pecho y su voz estaba sonando en el piano, se produjo un sonido increíble, el estaba en el piano y el piano en sus huesos, abrió sus ojos como si escuchara magia. ahí decidí comprar un piano acústico para dar clases. Además cuando yo tomo clses me divierto escuchando como resuenan las cuerdas y los armónicos en el piano. También aprendí a valorar la construcción musical por armónicos y no sólo por armonías con la voz e instrumentos acústicos!!.

  • Pingback: Seaboard: un novedoso teclado de piano :: TecnoPiano.com()